The 12 Beers of Christmas: Day 3

A la mayoría nos ha sucedido, que después de una acelerada noche de copas, amanecemos (o atardecemos) con una sintomatología muy peculiar que incluye dolor de cabeza, mareos, sed, debilidad, escalofríos e incluso vómito. La famosa resaca o comúnmente conocida como cruda nos lleva al inicio del síndrome de abstinencia por alcohol, el cual en etapas muy avanzadas puede causar hasta la muerte. Para no caer en estos estados de nulo placer es importante cuidar varios aspectos como la cantidad de bebida, la graduación alcohólica de la misma, la velocidad de ingesta, los antecedentes de tolerancia al alcohol, la comida ingerida y hasta el estado anímico. En pocas palabras, se necesita equilibrio para disfrutar de una cerveza compleja con alta graduación del alcohol, y vaya que resulta difícil poder decidir en una barra Belga que cerveza tomar, cuando justamente ese país produce una gran cantidad de bebidas con las características antes mencionadas. Yo le llamaría a esta difícil elección “problemas de primer mundo”, mismos que tuve la fortuna de confrontar en repetidas ocasiones en una increíble taberna llamado “The Brick Store Pub”, donde su segundo piso era exclusivamente para cervezas de Bélgica. Podemos decir que me fue bien, pues llegó el punto en que el cantinero y socio del bar regularmente me regalaba el desayuno, la comida e incluso algunas cervezas. Gané. Y para compartir mi triunfo, Beto Bullicio, el cascanueces ochentero con los lentes ideales les comparte la versión Navideña de un clásico de esa barra Belga. Abran paso para:

3. DELIRIUM NOËL. Otra Belgian Ale en la lista, en presentación de una pinta (750 ml), es la versión Navideña de la cerveza Delirium Tremens elaborada desde 1654 (naturalmente en Bélgica), cuyo irónico título es un diagnóstico médico con significado literal de “delirio tembloroso”, que se refiere a la tercera (y última fase) del síndrome de abstinencia por alcohol, un padecimiento en personas con un largo historial de alcoholismo, un exceso nada gratificante. Tiene bastante alcohol, 10% para ser exactos, sin embargo no es desagradable al paladar y no afecta el sabor en general de la bebida. Es refrescante, tiene un color cobrizo oscuro con un sabor levemente rostizado. No es pesada, al contrario, con un ligero sabor frutal, sin ser extenuante. Con la suficiente gasificación, y una buena (baja) temperatura, servida en una copa ancha y profunda (para oxigenarla) te sabrá ex-qui-si-ta. No deja mal sabor de boca (aftertaste), el amargor entra en buen momento y desaparece sutilmente. Sugiero no maridarla con demasiadas cosas, pues perdería su sabor y prominencia. Suficiente paladearla o, en su defecto, acompañar de algunas nueces de la India para acentuar el sabor de tan especial cerveza.

YE SYES

Delirium Navideña, una delicia de temporada, y si ves las letras borrosas, necesitas lentes (o dejar de beber).

Advertisements

Tags: , , , , , , ,

About chrisrockerstar

Nacido en Ensenada, Baja California en 1983. Técnico en Electrónica Digital, Licenciado en Psicología, ESL Teacher y Profesional de Enseñanza Musical. Amante de la música, de los detalles, de la obsesivo-compulsión, de la lógica, de las cosas simples, de la sabiduría de la naturaleza, de mi mujer y de la existencia misma.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: